PREVENCIÓN, ASESORAMIENTO Y DEFENSA DEL CONSUMIDOR

Email
padec@padec.org.ar

Proyecto de Ley

Un proyecto de ley para poner fin a los métodos de cobranza intimidatorios

La Dra. Alicia Pierini, defensora del Pueblo de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires elevó a la Legislatura porteña un proyecto de ley para reglamentar el accionar de los estudios de cobranza extrajudicial.

Las prácticas intimidatorias que utilizan no son nuevas para nosotros. En el boletín informativo de octubre de 2006 describíamos como se realizan amenazas telefónicas diarias al supuesto deudor, a sus familiares, a sus vecinos y a sus compañeros y jefes de su trabajo. Las que se hacen por escrito suelen copiar el formato de intimaciones judiciales en las que amenazan con el pronto embargo de bienes del deudor. También hemos recibido casos en que envían correos electrónicos con un logo falso de la empresa Veraz, la cual no es un estudio o agencia de cobranza.
No informan sobre los detalles de la deuda: su origen, el monto adeudado, las tasas de interés aplicadas para el cálculo de los planes de pago que ofrecen, los honorarios que cobra el estudio, etc.
Confunden a sus perseguidos ofreciéndoles grandes descuentos sobre el monto de la deuda, tratan de convencerlos que lo mejor es pagar estas sumas de dudoso origen antes de sufrir las consecuencias de un juicio y un embargo.
Todas estas operaciones se realizan sin la entrega algún tipo de documentación ni recibo, lo cual además de ser ilegal, envuelve estas prácticas en un ámbito de oscuridad. No quedan pruebas o constancias de sus operaciones.
Los consumidores que nos consultan suelen estar afectados emocionalmente por estas prácticas intimidatorias y vejatorias de su privacidad. Su familia también se ve afectada porque recibe también llamados reiterados con amenazas y malos tratos. Muchos estudios, no conformes con molestar al entorno íntimo del supuesto deudor y con el objetivo de crear una situación vergonzante, optan por llamar y enviar intimaciones a los lugares de trabajo poniendo en riesgo su estabilidad y complicando el ambiente laboral.

Todas estas prácticas están prohibidas expresamente en el artículo 8 bis de la Ley 24.240 de Defensa del Consumidor:
ARTICULO 8º bis Trato digno. Prácticas abusivas. Los proveedores deberán garantizar condiciones de atención y trato digno y equitativo a los consumidores y usuarios. Deberán abstenerse de desplegar conductas que coloquen a los consumidores en situaciones vergonzantes, vejatorias o intimidatorias. No podrán ejercer sobre los consumidores extranjeros diferenciación alguna sobre precios, calidades técnicas o comerciales o cualquier otro aspecto relevante sobre los bienes y servicios que comercialice. Cualquier excepción a lo señalado deberá ser autorizada por la autoridad de aplicación en razones de interés general debidamente fundadas.
En los reclamos extrajudiciales de deudas, deberán abstenerse de utilizar cualquier medio que le otorgue la apariencia de reclamo judicial.
Tales conductas, además de las sanciones previstas en la presente ley, podrán ser pasibles de la multa civil establecida en el artículo 52 bis de la presente norma, sin perjuicio de otros resarcimientos que correspondieren al consumidor, siendo ambas penalidades extensivas solidariamente a quien actuare en nombre del proveedor. (El resaltado es de la autora).

La presentación de este proyecto de ley en la ciudad de Buenos Aires está destinado a reglamentar este tipo de intimaciones: prohíbe la reiteración de llamados que hostiguen al deudor como método de cobranza, la realización de llamados a los teléfonos laborales, la realización de llamados telefónicos en horarios inconvenientes: antes de las 9:00 AM y después de las 20:00. PM, la realización de llamados telefónicos en días no hábiles, el envío de intimaciones postales abiertas o con datos a la vista de terceros sobre la deuda y al domicilio laboral del trabajador.
En su artículo cuatro queda especificado que si el deudor solicita que no se lo vuelva a contactar "en forma telefónica o epistolar quedará absolutamente prohibido reiterar estos contactos; para ello bastará que se lo haga saber al agente de cobranzas."

Desde la Asociación damos nuestro apoyo al proyecto de Ley. Consideramos relevante toda forma de mitigar los sufrimientos que padecen los consumidores y usuarios originados por este tipo de práctica abusiva e intimidante. Entre quienes nos consultan cotidianamente por estos problemas es clara la voluntad de pago en el caso de deuda legítima. Por eso es importante apoyarlos en encontrar una salida para que los derechos y las obligaciones de todas las partes se puedan cumplir, sin necesidad de recurrir a estas formas de violencia psicológica y emocional.


VER PROYECTO DE LEY